El impacto del contenido adulto sobre los menores en Internet tiene consecuencias negativas: Lo familiarizan con prácticas de riesgo. Normalizan el empleo de la violencia en las relaciones sexuales. Promueve la idea de que es la mujer quien disfruta con el sufrimiento, cuando la mayoría de los masoquistas son varones. Es la puerta de acceso a contenidos ilegales y parafilias en las que ofrecen imágenes de prácticas con niños, con animales… Descontextualiza la sexualidad. Impone la inmediatez y la simplificación de las relaciones interpersonales. Vincula y dirige hacia nuevas modalidades de prostitución como la online. Facilita la consecución de prácticas de riesgo como quedar con desconocidos y/o facilitar datos personales a un extraño. Posibilita el desarrollo de adicciones como la adicción al contenido adulto o al Cybersexo.
El impacto del contenido adulto sobre los menores en Internet tiene consecuencias negativas: Lo familiarizan con prácticas de riesgo. Normalizan el empleo de la violencia en las relaciones sexuales. Promueve la idea de que es la mujer quien disfruta con el sufrimiento, cuando la mayoría de los masoquistas son varones. Es la puerta de acceso a contenidos ilegales y parafilias en las que ofrecen imágenes de prácticas con niños, con animales… Descontextualiza la sexualidad. Impone la inmediatez y la simplificación de las relaciones interpersonales. Vincula y dirige hacia nuevas modalidades de prostitución como la online. Facilita la consecución de prácticas de riesgo como quedar con desconocidos y/o facilitar datos personales a un extraño. Posibilita el desarrollo de adicciones como la adicción al contenido adulto o al Cybersexo.